José Mª Báez y Lämpara en la azotea de Rosa y Pedro

José María Báez y Lämpara en la azotea de Rosa y Pedro.
El 29 de julio fuimos a la azotea de Rosa y Pedro, a sentarnos en sillas de tijera y escuchar hablar. A visitar su ambigú y comer altramuces. A celebrar con vino la luna casi llena. Luna de casi Agosto.

Mientras, José María Báez nos habló de viajes, de viajeros
Pintores y fotógrafos que han reprsentado a Córdoba.
que vinieron a enseñarnos Córdoba. Artistas del siglo XX, pintores y fotógrafos que se alejan del Romanticismo del siglo anterior y nos muestran una visión diferente de nuestra ciudad. En sus palabras:
"Cuando utilizamos las imágenes del pasado de la ciudad hacemos una elección ideológica, como ocurre siempre con cuanto rodea y motiva nuestros actos. Por eso el siglo XIX y las imágenes del Romanticismo han estado siempre tan presentes en Córdoba. De alguna manera se ha querido eclipsar la ruptura y la modernidad que supuso el siglo XX. Pero ese siglo ya pasado aportó imágenes de una extraordinaria potencia. Y, además, en su calidad de documentos nos transmiten una sensibilidad diferente. Por ejemplo, el elemento humano forma parte de manera más contundente de ese escenario urbano, y la Mezquita no tiene el protagonismo tan absoluto del pasado, puesto que otros monumentos distintos comienzan a reclamar el interés de los artistas".

José María Báez

Luneados, 29 de julio de 2010. Conferencia completa de José María Báez.


Y mientras José María hablaba, Lämpara interpretó en directo la B.S.O. de esta “Iconografía de Córdoba durante el siglo XX, con alguna notica sobre viajes y libros". Compuesta para la ocasión, en una única presentación.


Luneados 29 de julio 2010. [ver galería en Flickr]
José María Báez y Lämpara en la azotea de Rosa y Pedro.


 

Empezamos hace ya un tiempo, en el año 2009. La idea, la copiamos: Live in the living. Conciertos que se celebran en salones de casas. Simple y elegante como un teorema. Y le hemos añadido lo que hemos podido. Vivimos en Córdoba, la ciudad del aza(ha)r, así que cambiamos salones por las terrazas y las azoteas de los amigos. Y como hay que definir una cadencia, nuestra pequeña rutina, pues nos reunimos cuando haya luna llena. Tú ya sabes: La luna se puede tomar a cucharadas o como una cápsula cada dos horas... Mucho después se nos ocurrió que queríamos hacer otras cosas. Así nació el Departamento de Cosas. Y aquí estamos, bienvenido.

Ésto es lo que han dicho de nosotros [click]

Contacto: luneados@gmail.com